Compartir historia

“Se determinó que el idioma es la tecnología más esencial para la medicina – es la principal herramienta para el desarrollo de su actividad”. (Jackson, 1998)

El idioma es la barrera más común en cualquier entorno sanitario y se lo considera un factor de riesgo frente a resultados adversos. La comunicación entre los profesionales sanitarios y los pacientes está asociada positivamente con una mejora en los resultados en materia de salud. Los resultados sanitarios incluyen régimen de medicación, exámenes de prevención y satisfacción del paciente.

Los servicios de traducción médica son de vital importancia para brindarles atención de calidad a personas que hablan un idioma extranjero. Los hospitales, las salas de emergencia, los consultorios médicos, las organizaciones de salud pública y las salas de enfermería cuentan con traductores de español a inglés para que el proceso de ingreso sea más sencillo, así como también para incluir información certera del paciente en su historia clínica. Los servicios de traducción médica incluyen la traducción de fichas médicas, formularios de consentimiento, demandas a los seguros e historias clínicas. Asimismo, los laboratorios de investigación recurren a los traductores de idiomas para traducir ensayos e investigaciones clínicas, así como también patentes y licencias. Los fabricantes de equipos médicos a menudo requieren los servicios de traductores de español para redactar manuales e instrucciones para usuarios que hablan ese idioma y que adquirirán sus equipos. Los catálogos que contienen la descripción del equipo también se deben traducir correctamente para que los consumidores sean capaces de leerlos y comprenderlos.

Indudablemente, todas las traducciones médicas y de las ciencias biológicas entran en la categoría de “Premium” o de “Servicios de Traducción de Alta Calidad”. ¿A qué se debe esto? Los diferentes niveles de “calidad” que se esperan de la traducción son perfectamente comprensibles, ya que la industria de la medicina y de las ciencias biológicas tratan algo que nos preocupa a todos: nuestra salud y, en ocasiones, tratamientos de vida o muerte. Muchas veces, los ensayos clínicos se llevan a cabo bajo normas estrictas y deben realizarse en distintos países, a través de diferentes instituciones o laboratorios con el fin de que se apruebe a nivel nacional.

La calidad es importante en lo que respecta a las traducciones médicas y de las ciencias biológicas porque una gran cantidad de personas, desde los médicos hasta el personal de enfermería y los consumidores, y, de hecho, toda la cadena de producción, depositan su fe en la fidelidad de la traducción. Puede sonar extraño, pero la calidad de las traducciones médicas es importante porque es esencial para la vida.

No pueden darse el lujo de equivocarse al hacer una receta médica, ya que puede costarle la vida a una persona. Únicamente las agencias de traducción con los suficientes recursos y tecnología pueden reunir un equipo eficiente para abordar la traducción, corrección y manejo de la terminología y verificación de forma rápida.

A continuación, se describen las 5 razones por las cuales se necesita 100 % de precisión cuando se trata de servicios lingüísticos en el ámbito de la medicina

1. Los errores son inaceptables

La traducción médica necesita ser técnicamente precisa. No se puede descartar, agregar o sustituir nada. Una palabra errónea causa complicaciones, ya que los médicos no pueden determinar si las instrucciones de sus nuevos instrumentos son correctas o no.

La omisión de cualquier información es igualmente problemática. Por ejemplo, si se omite información importante relacionada con las instrucciones posológicas, un fármaco perfectamente bueno se puede convertir en píldoras que atenten contra la vida. Una palabra que falte en la ficha médica del paciente puede alterar el diagnóstico.

2. Una mala traducción puede provocar la muerte

Las personas fallecen cuando los hospitales no les brindan servicios lingüísticos profesionales a sus pacientes. Recurrir a un miembro de la familia para que oficie de intérprete puede tener como consecuencia errores fatales. Lo mismo ocurre cuando se les confiere la responsabilidad de traducir a médicos bilingües. El lenguaje médico es complejo, e incluye terminología específica que puede variar entre los distintos idiomas.

A menudo, a los traductores especializados les lleva años aprender a abordar situaciones específicas y problemas propios de la traducción médica. La precisión que estos profesionales brindan marca la diferencia cuando un error puede costar una vida.

3. Una mala traducción médica en la industria farmacéutica pone a las personas en riesgo mortal

Los expertos en traducción médica tienen una influencia muy importante en la industria farmacéutica. Su función es garantizar que todos los fármacos importados al mercado local estén acompañados de información precisa.

Las fichas técnicas en los envases y dentro de las cajas deben incluir una gran cantidad de detalles, como: indicaciones posológicas y de uso, instrucciones de almacenamiento, formulación, advertencias y precauciones, efectos secundarios/reacciones adversas, interacciones farmacológicas, contraindicaciones y fecha de vencimiento.

4. Una traducción inapropiada puede impedir la aprobación de un fármaco

Incluso al mejor fármaco se le puede rechazar la autorización para su comercialización si los traductores fallan al hacer su trabajo. Un pequeño error como realizar una mala conversión de las medidas, por ejemplo, puede significar que un analgésico eficiente no sea apto para el consumo humano, o puede hacer que un ensayo clínico sea irrelevante.

Los expertos saben que la traducción médica debe ser 100 % precisa en todas las lenguas meta. Tienen en cuenta todos los aspectos cuando se embarcan en un proyecto de traducción dentro de esta industria: estilo, diseño y contenido estándar. De esta manera, se incluye toda la información pertinente en la nueva ficha técnica.

La presentación de documentación incompleta dará lugar a que no se autorice el fármaco, lo cual se traduce en costos innecesarios y en la no participación en el mercado por parte de la compañía farmacéutica.

5. Una traducción científica sin errores es determinante para la investigación

No se trata de simples cifras que se envían entre laboratorios o universidades. Los científicos necesitan contexto. Sin embargo, en ocasiones, es posible que traductores sin experiencia o sin preparación omitan ideas imprescindibles y detalles complejos. Una mala traducción puede hacer que una investigación fracase. Los especialistas pueden perder los fondos o, incluso, haber desperdiciado cientos de horas de trabajo.

Si bien indudablemente es necesario mejorar la calidad de los servicios de interpretación y su uso, debemos recordar que, tal vez, la barrera más importante en el mundo de las barreras lingüísticas es la falta de motivación y de recursos para brindar acceso a los idiomas. Las barreras de esta comunicación incluyen las diferencias entre los idiomas, las diferencias culturales y la falta de conocimiento acerca de la salud. Las prácticas basadas en evidencia que reducen estas barreras deben integrarse, en lugar de simplemente agregarlas, a los procesos de trabajo de asistencia sanitaria.

¿Necesita una traducción médica? Con una vasta experiencia en traducción médica, PoliLingua le garantiza traducciones médicas 100 % precisas y de calidad.

Traducido por 

nasva.traducciones@gmail.com